Diario de  Torremolinos
20/06/2019

Torremolinos

 

Torremolinos adjudica las obras de reapertura al tráfico del antiguo acceso del Olivarillo

28-12-2018
Visto por 4323 personas
Torremolinos Torremolinos Torremolinos adjudica las obras de reapertura al tráfico del antiguo acceso del Olivarillo
El Ayuntamiento de Torremolinos ha adjudicado las obras de reapertura al tráfico del antiguo acceso del Olivarillo, que se ejecutarán con el Plan de Inversiones Financieramente Sostenibles 2017-2018 de la Diputación Provincial de Málaga. Esta actuación está valorada en 150.000 euros y supone reabrir al tráfico -cumpliendo una sentencia judicial- la zona peatonalizada por el Partido Popular, volver a hacer un carril de circulación y remodelar el tráfico rodado en la antigua estación de servicio El Olivarillo, en el tramo ahora peatonal entre calle Hoyo y calle Cruz.

Concretamente, el nuevo acceso al tráfico se hará en sentido descendente (a la altura de la conocida como rotonda de ‘Los Abuelos’ desde la calle Hoyo hasta su intersección con la calle Cruz, y la habilitación de 12 plazas de estacionamiento en superficie. Des esta manera, el consistorio aprovechará el proyecto para la reordenación del tráfico en calle río Bergantes y calle Hoyos.

Esta obra responde a la obligación de acatar una sentencia de 24 de junio de 2009 confirmada por el TSJA en 2013, por la que la empresa CEPSA recurrió el cierre municipal de la gasolinera y la peatonalización de los accesos a esta instalación acordada por el anterior equipo de gobierno del PP, resolución judicial que nunca acató. La actual corporación se ve obligada ahora a cumplir con los términos de la sentencia y reabrir el acceso a esa antigua gasolinera. “Así son las peatonalizaciones del PP. Además de ilegales, son inútiles”, ha apuntado la Concejala de Urbanismo, Maribel Tocón.

El anterior alcalde de Torremolinos, Pedro Fernández Montes (PP), dictó en 2006 un decreto que sancionaba con 30.000 euros a la empresa responsable de este antiguo surtidor, por un supuesto problema con la licencia de apertura. El ex regidor ordenó también el precinto y cierre de la gasolinera, pero el asunto fue llevado a los tribunales por parte de la compañía, que presentó un recurso contencioso-administrativo en el Juzgado número seis de Málaga.

A pesar de las sucesivas sentencias y autos judiciales de 2009, 2011 y 2012 en contra de la actuación municipal, a la que sumó una última del TSJA de 2013 rechazando también el recurso contencioso administrativo presentado por el Ayuntamiento, la nueva corporación se ve obligada ahora a cumplir con los términos de la sentencia y reabrir el acceso a esa antigua gasolinera.